domingo, 10 de noviembre de 2013

10 de noviembre de 2013

¿Lloran de verdad las mujeres con tanta facilidad? ¿Son capaces de derramar lágrimas por cualquier cosa? Si es cierto que parece que lloran por cualquier cosa, muchas veces esa simple cosa esconde un mundo detrás. Las mujeres son capaces de aguantar muchas cosas, de no llorar cuando tienen ganas, y luego llorarlas por la noche. Pero si no se lloran esas cosas se van acumulando hasta que se vuelven una bomba que en cualquier momento puede estallar y entonces pasa, llega esa pequeña cosa y rompen a llorar. Solo se ve la superficie, pero detrás de ella, en el fondo,  hay un mundo lleno de falsas promesas, desolación, complejos sentimientos o pensamientos que jamás llegaríamos a imaginar.